Pérdidas en la Floricultura Mexicana por la Pandemia

Por Abigail Angélica Correa Cisneros

·        México ocupa el 17 lugar como exportador a EE.UU. y Canadá. Destina 20 por ciento de su producción, mientras que el 80 restante se queda en el país

·        El cierre de mercados debido a las medidas tomadas por el covid-19 dejará a la deriva a cientos de productores

Uno de los mejores días de venta para los productores de flores es el 10 de mayo, Día de las madres. Este año se vislumbra un panorama complicado para el sector debido a la pandemia de covid-19.

La ganancia será nula porque las pocas ventas que hagan serán para solventar la producción, muchas familias quedarán sin ingresos esta temporada. El cierre de varios mercados deja sin opciones para ofrecer la flor, por lo que incluso la están rematando y en algunos lugares la cambian por despensa. El Estado de México, Puebla, Morelos, Michoacán, Jalisco, San Luis Potosí y Baja California, son los principales productores.

La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) indica que México ocupa el décimo séptimo lugar como exportador a Estados Unidos y Canadá. Las flores de mayor demanda son la gladiola, rosa, lilium clavel, esqueje sin raíz, plantas de maceta y follaje. El 80 por ciento de la producción nacional se ocupa para el mercado interno y el 20 por ciento para exportación.

Las principales cosechas son de la nochebuena (con 12 mil 885 toneladas anuales), el crisantemo (12 mil 757 toneladas), la rosa (9 mil 479), follajes (8 mil 677), clavel (3 mil 772), gladiola (3 mil 457) y palma camedor con (mil 261 toneladas). El 75 por ciento de su producción se realiza a cielo abierto sobre todo para la gladiola, clavel y girasol; el 25 por ciento en invernaderos y viveros para rosa, gerbera y plantas de maceta.

Esta actividad genera 188 mil empleos directos, según la Sader; 55 mil son eventuales y un millón de trabajos son indirectos. El 60 por ciento de esos puestos son femeninos. Se realiza en 22 mil hectáreas de 26 estados (tercer lugar mundial por espacio sembrado). El valor anual de la producción de 80 mil toneladas de flores supera los 10 mil 700 millones de pesos.

El año pasado, México se colocó en el tercer lugar de los principales productores de plantas ornamentales a nivel mundial. En la feria más grande de la horticultura destacó el año pasado que Morelos, la Ciudad de México, Jalisco, el Estado de México y Puebla, encabezan el 90 por ciento de la producción, generando 10 mil 720 millones de pesos en el consumo interno de flores y plantas.

En 2019, Morelos resultó el principal productor, generando 6 mil 337 millones de pesos en 2013; 188 mil empleos permanentes y más de un millón de indirectos.

El director general de la Asociación Mexicana de Horticultura Protegida (AMHPAC), Alfredo Díaz Belmontes, vislumbró también que, de impulsarse esta actividad, nuestro país podría convertirse en un alto proveedor de flores para Estados Unidos, ya que tiene la ventaja de compartir frontera, cuando sus principales exportadores son Holanda y Colombia.

Sin embargo; en 2020 la industria tendrá que esperar el crecimiento. Debido a las medidas sanitarias implementadas para evitar la propagación del virus que a nivel mundial ha causado estragos en varios sectores de producción, el 10 de mayo, que representa uno de los días de mayor venta para este rubro, cerrarán panteones, restaurantes y florerías.

Solo en el Estado de México se proyecta una pérdida de 500 millones de pesos, detalló Eduardo Reyes Escamilla, presidente de la Comisión del Sector Agropecuario del Consejo Coordinador Empresarial (CCEM). Dijo también que los municipios de Tenancingo, Villa Guerrero y Coatepec de Harinas, perdieron el 50 por ciento en sus fuentes de trabajo entre los jornaleros agrícolas.

La pandemia hizo notar que hacen falta otras formas de comercializar los productos, en este caso, la venta de flores puede ser en las cadenas comerciales o la entrega a domicilio, que estos días ha sido la opción para adquirir diversas cosas. Son pocos los productores que tienen contratos firmados para vender sus flores a cadenas comerciales, es por esto por lo que se requieren mayores esfuerzos para establecer convenios y beneficiar a todos los participantes de la cadena productiva.

Al exportar el 20 por ciento de la producción, México aprovecha las ventajas de ser un país prometedor en esta industria. Su cercanía con los Estados Unidos hace que se reduzcan los costos de transporte, además, cada día es mejor la mano de obra calificada y contamos con diferentes climas que permiten la producción de una amplia variedad de flores.

Aunque México se coloca en los principales productores, el daño al campo nacional que fue en aumento durante décadas sigue siendo un golpe para los agricultores mexicanos.

En este sentido, el país no frenó su esfuerzo en mantener la actividad agrícola por la pandemia de covid-19. De hecho, está garantizada la producción y abasto de alimentos en el país. Porque además de la floricultura, que lamentablemente sufrirá perdidas este año en su mejor temporada, preocupa a otros productores que el cierre de mercados les afecte.

El secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula, dijo que el país está preparado para mantener la producción, el abasto de alimentos básicos y el empleo en el medio rural durante y después de la pandemia.

En esta administración está a la mano la capacitación constante. Por ejemplo, el Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (CIMMYT) y el Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP) ofrecen asesoría técnica para la preparación de terrenos, siembra, fertilización, manejo agroecológico de plagas, entre otras actividades de agricultura sustentable, a más de 300 mil productores de maíz, trigo y cultivos asociados que participan en el programa MasAgro para comenzar el ciclo agrícola primavera–verano 2020.

La FAO hizo un llamado a las naciones para evitar una crisis alimentaria y humanitaria que podría aumentar el hambre tras la pandemia. El cierre de fronteras y la reducción de la actividad económica a mínimos históricos son algunas de las medidas de mitigación que representan un reto para las cadenas de producción y distribución de alimentos en el mundo.

Para prevenir el colapso de los sistemas productivos y de las cadenas de suministro y distribución de alimentos, se tendría que mantener la oferta de alimentos, multiplicar el apoyo para los más vulnerables e invertir en sistemas alimentarios sostenibles y resilientes.

Villalobos Arámbula recalcó entonces, que el sistema global de producción de alimentos es fundamental para la recuperación del mundo, para crear millones de nuevos empleos rurales, reducir el hambre, incrementar la seguridad alimentaria y manejar adecuadamente el suelo, agua, los bosques y océanos.

DESDE EL CENTRO

Las remesas en marzo llegaron a 4 mil millones de dólares, hecho histórico porque desde hace 20 años no había un incremento como este, que fue de 35 por ciento de febrero a marzo. El presidente Andrés Manuel López Obrador agradeció a los migrantes por tal apoyo a sus familiares de este lado de la frontera… En el mismo sentido, el presidente de México analiza plantear una reforma migratoria a Donald Trump, con el objetivo de regularizar a los compatriotas que radican en Estados Unidos sin documentos. Para el mandatario estadunidense, los mexicanos seguimos siendo una amenaza. Lo cierto es que, en su país, los inmigrantes padecen las consecuencias severas no solo de la pandemia sino de su intensificada campaña antimigrante… Dicen los que saben que a Eduardo Orihuela Estefan, dirigente de la CNPR, se le terminó la suerte y no será candidato a una diputación federal, ni siquiera por la vía plurinominal…Aunque hasta ahora se carece de elementos para implicar al expresidente Felipe Calderón con su exsecretario de Seguridad, Genaro García Luna, quien está preso en Estados Unidos por sus presuntos vínculos con el cártel de Sinaloa, muchos mexicanos suponen que así fueron los hechos… Grupo Salinas viola los derechos de sus empleados pese al intento del gobierno para que acate las medidas para evitar contagios y muertes debido a la pandemia. A pesar de que le impusieron sellos en una de sus instalaciones obligó a los empleados a presentarse a laborar con todo y el riesgo al que están expuestos por el covid-19.