Fresnillo, Zac.- Ante los recientes hechos de violencia, el alcalde Saúl Monreal Ávila, lamentó la ausencia de una postura oficial y de una reacción inmediata, por parte de las autoridades competentes, y cuestionó: “¿dónde está el Fiscal General del Estado?, ¿dónde está el delegado de la Fiscalía General de la República?, ¿dónde está el Gobernador?”.

Aseveró que “Fresnillo está con miedo y no puede ser posible tanta indiferencia hacia los fresnillenses, es indignante que amigos de Plateros de reputación comprobable se los hayan llevado y peor, que se encontraran a tres minutos de reacción del Batallón de Infantería, es increíble que a Fresnillo lo dejen solo”.

El Presidente Municipal, Saúl Monreal Ávila, lamentó la situación que se vive actualmente en El Mineral, y recriminó la falta de resultados de las corporaciones de seguridad e impartición de justicia, lo anterior, en virtud de los hechos violentos suscitados, y sobre los resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU), en la que se ubica al municipio de Fresnillo en primer lugar por la percepción social de inseguridad.

Frente a estos hechos, el Primer Edil consideró que toda la ciudadanía está indignada, y dijo que, como representante de los fresnillenses, es su deber ser portavoz de la exigencia de resultados, y es momento de que los gobiernos asuman su responsabilidad, además de que las corporaciones como la Guardia Nacional, el Ejército, la Policía Estatal y Metropolitana, brinden garantías para la paz y la tranquilidad de todos.

Añadió que él, como Primer representante de los fresnillenses está asumiendo y dando la cara, pero aseguró que el Gobierno Municipal está limitado ante los delitos de alto impacto del orden Federal y Estatal, e instó a la ciudadanía a mantenerse unida y solidaria, en especial en esta situación crítica por la pandemia y la inseguridad.

“No debemos de doblegarnos sino de unificar esfuerzos y salir adelante, a los padres de familia les pido que cuiden a sus hijos porque tenemos que corresponsabilizarnos, no es un momento normal, la situación es crítica y se debe de actuar como tal”.

Finamente, dijo que, de ser necesario, convocará a una marcha por la paz y la tranquilidad de Fresnillo, con la participación de la sociedad civil, para exigir resultados inmediatos en materia de seguridad, por parte del gobierno estatal y federal.