Zacatecas, Zac., 22 de noviembre de 2019.- El suicidio es la segunda causa de muerte en jóvenes en el rango de edad de 15 a 30 años, siendo la primera causa los accidentes, afirmó el Psiquiatra Sergio Ordoñez Camarena al ofrecer la conferencia “Prevención del Suicidio”.

En la Unidad Académica de Psicología el especialista índico este ciclo de conferencias que se han llevado a varias unidades académicas, fue iniciativa del director de la Unidad Académica de Psicología, Hans Hiram Pacheco García, para prevenir esta situación sobre todo en los estudiantes.

Comentó que el suicidio tiene que ver en la mayoría de los casos con una depresión mayor severa, la cual es una enfermedad multifactorial que tiene un fuerte componente biológico y un componente psicológico o emocional.

Explicó que el suicidio es la segunda causa de muerte en jóvenes en el rango de edad de 15 a 30 años, siendo la primera causa los accidentes.

Entre los síntomas que se manifiestan indicó se encuentran: la tristeza profunda o pérdida de interés, anhedonia (incapacidad de sentir placer), anergía, falta de concentración, dormir demasiado, trastornos del apetito, hiperfagia, hiporexia, e ideas de muerte y suicidio. Siendo estas últimas las más relevantes e incapacitantes de la depresión severa.

Explicó que en la crisis depresiva se presenta una ambivalencia donde cualquier evento puede desencadenar el suicidio o bien el posponer la decisión.

El también docente de la Unidad Académica de Psicología, destacó que las mujeres se deprimen más que los hombres en un proporción de dos a uno; sin embargo en lo que se refiere al suicidio consumado la proporción es de ocho hombres por dos mujeres. Lo anterior dijo, se debe a que las mujeres buscan más ayuda y los hombres no hablan de sus problemas.

En esta depresión –dijo- muchas veces se busca el consumo excesivo de alcohol o drogas o ambas, con el fin de manejarla.

Entre los mitos que se dan sobre el suicidio, externó están el hecho de que quien pretende suicidarse no lo dicen y quien lo dice sólo quiere llamar la atención, lo cual calificó de mito, ya que quien tiene ideas suicidas da señales o avisos, ya sea mediante comentarios o conductas.

Otro mito es que el preguntarle a alguien si pretende suicidarse esto desencadenará el hecho, por el contrario, esto puede ayudar a la persona de no hacerlo.

La depresión severa afirmó, al igual que otras enfermedades tiene solución, la cual se da mediante fármacos y terapia psicológica, por lo que pidió a los alumnos y docentes que se dieron cita en el audiovisual que buscaran ayuda profesional o bien si conocen a alguien con ideas suicidas lo apoyarlo para que la busque.

Esta fue la última conferencia sobre “Prevención del Suicidio” que se dará en este año, pero el año próximo se programarán en otras unidades académicas.

Por parte el responsable del Programa de Médico General, William Ortiz Briceño, invitó a los estudiantes a que acudieran con las autoridades de esta unidad quienes cuentan con los números de tres especialistas que los podrán atender.

Texto: Verónica Ramírez de la Torre.

Fotos: Horacio Sosa Hernández.